Ser Mitológico: Poseidón

Poseidón, también llamado Posidón, era el dios de los mares y los océanos en la mitología de la antigua Grecia. Aunque al principio, durante la Edad de Bronce, fue venerado en las ciudades de Pilos y Tebas posteriormente pasó a formar parte del panteón de los dioses olímpicos al ser hermano de Zeus y Hades.

Se le suele representar armado con un tridente y subido en un carro del que tiran animales monstruosos cuyos cuerpos son mitad caballos y mitad serpientes. Alrededor del carro suelen aparecer seres como delfines, peces, animales marinos de todo tipo, nereidas, etc.

Poseidón vivía en un palacio bajo el mar construido con corales y piedras preciosas. Sin embargo, no era la única divinidad allí sino que también estaba el propio dios Océano, Tetis o Ponto.

Hipócrates afirma en uno de sus escritos que Poseidón era el responsable de algunos tipos de epilepsia

Como otros dioses, tuvo varios hijos y fue protector de muchas ciudades de Grecia como, por ejemplo, Corinto. En Atenas era el segundo dios venerado después de la diosa Atenea, su sobrina.

Cuando estaba de buen humor, calmaba los mares para beneficiar a los marineros y navegantes y además, se dedicaba a crear nuevas y hermosas islas. Sin embargo, cuando se enfurecía, creaba maremotos, hundimientos y naufragios.

Los marinos ofrecían sacrificios a Poseidón para no tener problemas durante sus travesías en el mar

Poseidón junto con Gea y Temis era poseedor del famoso Oráculo de Delfos hasta que éste pasó a manos del dios Apolo. Esto no supuso ninguna rivalidad entre ambos dioses ya que solían colaborar en muchos ámbitos como por ejemplo, en la colonización: mientras Poseidón procuraba un buen viaje a los colonizadores, Apolo era quien les daba su bendición para emprender el viaje y asentarse en las tierras que encontraran.

El nacimiento de Poseidón

Según relata Hesíodo en su Teogonía, Poseidón era uno de los hijos de Cronos y Rea, dos titanes. Cronos, temiendo que alguno de sus hijos le quitara su puesto de poder, se los tragó uno a uno hasta que Zeus los salvó. Entre los hijos rescatados estaba, claro, Poseidón.

Existe otra versión según la cual Poseidón no llegó a ser tragado por Cronos sino que su madre Rea logró esconderlo ocultándolo entre un rebaño de corderos.

¿Sabías que...
Diodoro Sículo nos cuenta que Poseidón fue criado en Rodas por los Telquines, nueve hermanos mitad marinos mitad terrestres que tenían cabeza de perro, cola de pez como las sirenas y los dedos de las manos palmeados.

Los Telquines eran famosos por su metalurgia y el desarrollo de su herrería. Fueron ellos quienes forjaron el tridente que Poseidón usó como arma y que es su símbolo más reconocible hoy día.

Cuando los titanes fueron vencidos, Poseidón, Zeus y Hades se repartieron los tres mundos. Zeus se quedó con el cielo, Hades con el inframundo y Poseidón, con los mares y océanos. Además, a Poseidón se atribuía también el poder de provocar terremotos y temblores de tierra.

En principio, Poseidón no estuvo conforme con este reparto ya que Zeus se había convertido en el soberano de todos los dioses. Con la ayuda de Hera y Atenea, conspiró contra él para encadenarlo y derrocarlo pero la nereida Tetis logró rescatarlo. Después llamó a Briareo, un gigante de cien brazos que se colocó junto al trono de Zeus para protegerlo y donde sigue hoy día.

La disputa por Atenas

Poseidón y Atenea compitieron para ver cuál de los dos se convertía en patrón de la ciudad y, por tanto, recibiría el culto principal. Esta competición consistió en que cada dios tendría que hacer un regalo a la ciudad. Poseidón, golpeando el suelo con el tridente, hizo brotar una fuente de agua salada, ya que su dominio era el mar, mientras que Atenea hizo que brotara un olivo que serviría para proporcionar alimento.

Hay tres versiones acerca de quién decidió el resultado: Zeus, los doce dioses olímpicos o el rey de Ática. En cualquier caso, Atenea resultó ser la ganadora ya que se consideró que el olivo resultaría mucho más útil para los atenienses que vivían en la ciudad que el manantial de agua salada del que no se podía beber.

Sin embargo, existe una cuarta versión según la cual fueron los propios atenientes los que votaron por el dios que preferían como patrón de la ciudad de Atenas. Las mujeres se decantaron por Atenea mientras que los hombres eligieron a Poseidón. Atenea resultó ganadora por un solo voto y Poseidón, furioso, inundó la ciudad.

Para aplacar la furia de Poseidón, los atenienses decidieron que las mujeres no volverían a tener derecho al voto

Este concurso entre Poseidón y Atenea aparece representado en el frontón oeste del famoso Partenón y era lo primero que se veía cuando alguien llegaba a la ciudad.

Algunos expertos creen que este mito refleja la rivalidad entre los habitantes micénicos de Atenas y los inmigrantes que llegaron de fuera.

La guerra de Troya

Poseidón y Apolo habían sido castigados por Zeus a servir al rey de Troya, Laomedonte, quien les mandó construir unas murallas que rodearan la ciudad.

Laomedonte les había prometido una gran recompensa a cambio pero no cumplió su palabra. A modo de venganza, Poseidón envió un monstruo marino que atacó Troya. Posteriormente, Heracles o Hércules derrotaría a este monstruo del mar.

Tras estallar la guerra de Troya, Poseidón se posicionó del lado de los griegos y llegó a tomar parte activa en la batalla enfrentándose a los troyanos. Incluso batalló contra su sobrino Apolo, quien estaba de parte de los troyanos.

¿Sabías que...
Poseidón impidió que Ulises llegara a Ítaca en venganza por haber cegado a su hijo, el gigante Polifemo

Cuando terminó la guerra, los griegos olvidaron rendir culto a los dioses y se atrevieron a profanar templos y lugares sagrados por lo que Poseidón hizo que sus barcos de regreso a Grecia se perdieran. Algunos se hundieron o se estrellaron contra los acantilados y otros tardaron años en llegar a sus hogares.

Además, después de que Ulises y sus compañeros dejaran ciego a Polifemo para evitar que los devorara, Poseidón hizo todo lo posible para evitar su vuelta a Ítaca. Fue la intervención de Atenea lo que consiguió que Ulises regresara a su hogar junto a su esposa Penélope.

Sin embargo, después de que el príncipe Eneas se rindiera ante Aquiles en una pelea a muerte, Poseidón vendó los ojos de Aquilles y se llevó lejos a Eneas para que no muriera. En la Eneida, además, Poseidón salva a la flota de los troyanos después de que la diosa Juno o Hera tratara de hundirla. Seguramente, Poseidón estaba más motivado por la intromisión de Hera en el mar, su reino, que por salvar a los troyanos.

Las mujeres de Poseidón

Poseidón estaba casado con la ninfa Anfítrite, antigua diosa del mar e hija de Nereo, dios de las olas del mar, y Doris, una oceánide que representaba a la generosidad del mar.

Tuvo dos hijos con Anfítrite, Rodo y Tritón. Rodo era una diosa marina que habitaba en la isla de Rodas y Tritón fue el dios que actuaba como mensajero en las profundidades del mar. Se creía también que los delfines y las focas eran hijos de Poseidón.

Sin embargo, Poseidón tuvo otras mujeres con las que tuvo más hijos, entre ellos héroes como el famoso Teseo, rey legendario de Atenas que protagonizó varias aventuras.

Una de estas mujeres fue Tiro, quien estaba enamorada del dios río Enipeo a pesar de estar casada con Creteo. Poseidón sentía un gran deseo hacia Tiro así que adoptó el aspecto de Enipeo y se unió a ella teniendo dos hijos, los héroes gemelos Pelias y Neleo.

¿Sabías que...
Según las tablillas de lineal B, se cree que existió una consorte anterior a Anfítrite ya que aparece una variante femenina del nombre de Poseidón

También tuvo una aventura con su nieta Álope y tuvo con ella al héroe Hipotoonte. Cerción, hijo de Poseidón y padre de Álope, hizo que la enterraran viva pero Poseidón alivió su sufrimiento transformándola en una fuente. Con Amimone, a quien salvó de la lujuria de un sátiro, tuvo al héroe Nauplio.

Poseidón tuvo hijos que no fueron humanos. Con Démeter tuvo al caballo Arión ya que ella trató de esconderse transformándose en una yegua y Poseidón la montó tras convertirse en un semental.

¿Sabías que...
El famoso Vellocino de Oro es el hijo que tuvo Poseidón con Teófane tras transformarla en oveja y convertirse él en carnero

La famosa Medusa fue violada por Poseidón -según la versión la relación fue consentida-  en un templo de Atenea por lo que ésta la convirtió en el monstruo que conocemos. Tras morir decapitada a manos de Perseo, de su cuello salieron Crisaor y el caballo alado Pegaso.

El cíclope Polifemo al que cegó Ulises en la Odisea era hijo de Poseidón

La relación de Poseidón con el caballo

Aunque parezca extraño dada la identificación de Poseidón con el mar, lo cierto es que a este dios también se lo relacionaba con los caballos. De hecho, existe una teoría según la cual la figura de Poseidón derivaría de una especie de dios-caballo venerado por los aristócratas.

Cuando el poder de Grecia se desplazó del interior hacia el mar, Poseidón se convertiría en una divinidad del mar aunque conservaría algunos rasgos de sus orígenes como, por ejemplo, su identificación con los caballos.

¿Sabías que...
A Poseidón le fue dedicado uno de los himnos homéricos, uno de los monumentos más antiguos de la literatura griega que en la antigüedad fueron atribuidos a Homero aunque hoy sabemos que son algo más tardíos

Además, los caballos aparecen en varios de los mitos relacionados con él. Con la diosa Démeter engendra al caballo Arión y con Medusa tiene a Pegaso. Se sabe también que los marinos solían sacrificar caballos para pedir sus favores e incluso el propio Alejandro Magno mandó lanzar al mar un carro tirado por cuatro caballos para ganarse el beneplácito de Poseidón antes de la batalla de Issos.

De hecho, en Roma fue adorado principalmente como un dios caballo bajo el nombre de Neptuno. Era el patrón de las carreras de caballos y tenía tres templos en la ciudad: uno junto a las pistas de carreras, otro en el Circo Flaminio y un tercero próximo al Campo de Marte.

Poseidón y Neptuno

No se sabe muy bien cuál es el origen del nombre Poseidón a pesar de que ya aparece así en las tablillas de Lineal B, el sistema de escritura micénico.

Hay una teoría que explica que proviene de dos palabras: “posis”, que quiere decir señor o marido, y “da”, que significa tierra, por lo que Poseidón querría decir “señor de la tierra” o “marido de la tierra”. Esto lo pone directamente en relación con la diosa Démeter, con la que se unió. Sin embargo, otros expertos no confían en la interpretación del segundo término y creen que es demasiado ambiguo.

¿Sabías que...
La luna más grande del planeta Neptuno se llama Tritón en homenaje a su hijo

Por ello, surgió otra teoría que explica que el segundo término en realidad procede del indoeuropeo “dawon”, que quiere decir agua, por lo que Poseidón significaría “señor de las aguas”, algo más acorde a la función de esta divinidad.

Respecto a Neptuno, originalmente en Roma era el dios de las nubes y de la lluvia hasta que a finales del siglo IV a.C. se importó el culto a Poseidón y entonces sus atribuciones pasaron a ser las de dios de las aguas marinas.

Su nombre deriva del dios etrusco Nethuns, cuyo nombre se adaptó en latín como Neptuno. Este nombre vendría a su vez del indoeuropeo “nebh”, que quiere decir nube, en alusión precisamente a la función que tuvo originalmente en la mitología etrusca.